La ola de calor amenaza la salud de los adultos mayores

Mayra S. Ortiz Tapia

Para Prensa sin censura

Las temperaturas en Puerto Rico han estado sumamente altas: aire seco, polvo del Sahara, vientos del sur y la combinación de la humedad están provocando un aumento significativo en las temperaturas en toda la Isla.


Con la llegada del verano las altas temperaturas amenazan a las personas de edad avanzada, un grupo vulnerable a la hora de sufrir golpes de calor. El cerebro tarda más en adaptarse a los cambios; incluyendo el centro termoregulador en el hipotálamo que regula la temperatura interior del cuerpo.


Las personas mayores de 60 años dejan de sentir sed y dejan de tomar líquidos. Cuando no hay nadie en casa para recordarles tomar líquidos, se deshidratan con rapidez. La deshidratación es grave y afecta a todo el organismo. Puede causar confusión mental abrupta, caída de presión arterial, aumento de las palpitaciones cardíacas, angina (dolor en el pecho), coma y hasta muerte.

En el mejor de los casos, este olvido de tomar líquidos comienza a los 60 años de edad, cuando tenemos poco más del 50% de agua que deberíamos tener en el cuerpo. Esto forma parte del proceso natural de envejecimiento.


Por lo tanto, las personas mayores de 60 años tienen una menor reserva hídrica. Pero hay más complicaciones: aún deshidratados, ellos no sienten ganas de tomar agua, pues sus mecanismos de equilibrio interno no funcionan muy bien si presentan condiciones crónicas .

Aunque las personas mayores de 60 años se vean saludables, queda perjudicado el desempeño de las reacciones químicas y funciones de todo su organismo.


Por eso, aquí van dos recomendaciones:


1) Hagan voluntario el hábito de beber líquidos. Por líquido entiéndase el agua, jugos, tés, agua de coco, leche, sopas, gelatina y frutas ricas en agua, como sandía, melón, melocotones, piña; la naranja y mandarina, también funcionan. Lo importante es, cada dos horas, tomar algún líquido. Active una alarma que le recuerde cada 2 a 3 horas ingerir liquidos. ¡Recuérdense de eso!


2) Alerta para los familiares cuidadores: Ofrézcanles constantemente líquidos a las personas mayores de 60 años. A la vez, sean atentos con ellos. Al percibir que están rechazando líquidos y, de un día para el otro, están confusos, irritados, les faltará el aire y mostrarán falta de atención.


Es casi seguro que sean síntomas recurrentes de deshidratación. ¡Tus amigos y familiares necesitan saberlo! Por ellos mismos, y para ayudarte a estar más saludable y feliz.


(La autora es gerontóloga Clínica y fisioterapeuta, especialmente en geriatría y salud Pública de SIGA PR colaboradora de Alianza Apoyo al Cuidador.)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s