Colorida Promesa a los Reyes en Barceloneta

Texto, video y fotos

Jaime Torres Torres

Prensa sin censura

Barceloneta – En un ambiente de camaradería y fraternidad, abuelitas y abuelos; adultos, jóvenes y niños disfrutaron del tradicional Velorio de Reyes en el Centro Cultural de este pueblo del Norte de Puerto Rico.

El Conjunto Típico Moroveño, fundado por el centenario cuatrista Iluminado Dávila y dirigido hoy por Joe Torres, le cantó a la Epifania un puñado de aguinaldos inspirados en el misterio celebrado la víspera del 6 de enero.

La tradición de los Velorios o Promesas a los Reyes es una de las estampas más representativas de la resistencia nacional ante la asimilación y transculturación norteamericanas.

Hubo un tiempo, tras el cambio de soberanía española a la estadounidense que acarreó la Guerra Hispanoamericana de 1898, que la celebración de los Reyes fue proscrita en Puerto Rico, pero la perseverancia y el coraje de las mujeres de la época, junto a los párrocos, mantuvo viva esta costumbre de la religiosidad popular, según informó la Dra. Martha Quiñones Domínguez, presidenta de la junta del Centro Cultural de Barceloneta y quien coordinó la actividad junto a colaboradores de la comunidad, como Mara Rivera Cardec, George Davis Santiago, Elsa Nydia Figueroa Ríos, Nydia, Yita, Martha S, Héctor y otras personas.

Luego de un Padre Nuestro y un Avemaría, el Conjunto Típico Moroveño le cantó a los Reyes y al final se improvisaron décimas en torno al pie forzado “La paz para Puerto Rico”.

La alcaldesa popular Wanda Soler Rosario, quien será retada en primarias, saludó a los presentes con entusiasmo y estuvo casi hasta el final de la promesa.

No faltaron refrigerios, como el popular coquito, picadera y al final un rico caldo de pollo.

El altar de los Reyes, representados por vecinos de la comunidad, incluyó una talla, luces multicolores, tres sillas y un fondo alusivo a la Epifanía.

Mas el Conjunto Típico Moroveño, con sus trovadoras y el maestro Joe Torres en el cuatro, le impartió a la promesa la solemnidad religiosa del aguinaldo que, en sencillas decimillas, recrea la escena de la adoración de los Reyes al Niño Jesús.

Fue una velada amena, familiar y de una gran pertinencia cultural, posible a las auspicios del Instituto de Cultura Puertorriqueña, el Municipio de Barceloneta y el propio Centro Cultural, que lo celebra desde 1992.

Los Reyes obsequiaron golosinas y se retrataron con los presentes. Pero más allá del simbolismo de esta tradición de la religiosidad popular, hubo personas que, por su silencio, reverencia y receptividad a las letras de los aguinaldos, de seguro aprovecharon para pagar sus promesas en una jornada de alegría, paz, hermandad y esperanza por un mejor Puerto Rico.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s