Podrían vender a inversionistas extranjeros la Ciudad Deportiva Roberto Clemente

Jaime Torres Torres

Prensa sin censura

 

La Ciudad Deportiva Roberto Clemente, sueño del astro boricua del béisbol de las Grandes Ligas, está en completo abandono; el deterioro de sus instalaciones es dramático y, según información extraoficial, es posible que el terreno de 304 cuerdas, contiguo a la Laguna San José y localizado en la Avenida Iturregui en Carolina, sea vendido a inversionistas extranjeros.

Este medio independiente visitó el lugar, descubriendo las condiciones deplorables y de descuido general; el daño de sus parques, pistas, canchas y facilidades deportivas y recreativas, por lo que para recuperar el lustre de antaño necesitará de una cuantiosa inversión de dinero.

La administración popular de Alejandro García Padilla y su entonces secretario de Recreación y Deportes, Ramón Orta, expuesto en octubre a un juicio federal por participar de un supuesto esquema de fraude y corrupción en la agencia, anunciaron en 2013 la inversión de alrededor de $6 millones en la Ciudad Deportiva, que fue inaugurada en 1974, luego de que el gobernador Rafael Hernández Colón donara los terrenos, considerados inundables por su cercanía a la laguna, mangles y humedales.

No cumplieron su palabra y la administración del fracasado gobernador Ricardo Rosselló tampoco hizo nada. De hecho, tanto bajo la dirección de Andrés Waldemar Volmar, pasado secretario del Departamento de Recreación de Deportes, como de la actual secretaria Adriana Sánchez Parés, la prioridad nunca ha sido el deporte, toda vez las instalaciones alrededor del País están, en su mayor parte, abandonadas mientras en no pocas los daños ocasionados por el huracán María aun son visibles.

Tampoco el alcalde de Carolina, José Carlos Aponte Dalmau se ha preocupado por la Ciudad Deportiva. De hecho, el Estadio Roberto Clemente Walker, localizado justo al lado del puente sobre el Río Grande Loíza en la PR-3 o 65 de Infantería, es una instalación cosmética, sin uso, que ni honra la memoria de Clemente ni siquiera la escultura del pelotero que engalana su estacionamiento.

En 1973 Roberto Clemente fue exaltado al Salón de la Fama del Béisbol de Las Mayores; convirtiéndose en el primer pelotero latinoamericano y caribeño en obtener semejante honor; conectó 3, 000 inatrapables y en doce ocasiones obtuvo el Guante de Oro.

Lo idolatran en Pittsburg y su #21 se gestiona desde hace varios años sea retirado a su honor de los uniformes de las Grandes Ligas. A su memoria, hay varios estadios en Estados Unidos que llevan su nombre.

Clemente ha inspirado canciones y discos, como los grabados por Larry Harlow y el trovador Ramito, así como piezas teatrales, filmes y varios libros.

La Ciudad Deportiva fue administrada por Doña Vera Cristina Zavala y su hijo Luis Roberto Clemente.

 

Galería de Fotos

Fotos/JaimeTorresTorres

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s