La inercia de las Iglesias las hace cómplices de la opresión del Estado al Pueblo

Jaime Torres Torres

Prensa sin censura

Los gobiernos del PNP y el PPD, marionetas del Imperio Estadounidense y su Junta de Control Fiscal, condenan a los pensionados a la pobreza; hipotecan los recursos naturales de Puerto Rico; destruyen la salud; presionan a los jóvenes graduados a marcharse del País; socavan la Educación pública y universitaria; atentan contra la cultura y debilitan a la clase trabajadora.

Y las Iglesias, comenzando por la Católica, callan, callan y callan en vez de asumir la cruzada de calle, calle y calle en nombre de Cristo y las enseñanzas del Evangelio.

Semanas atrás la Iglesia celebró la Fiesta de Pentecostés, cuando Jesús, después de ascender a los Cielos según la tradición judeocristiana, envió el Espíritu Santo que lanzó a los primeros cristianos a anunciar con valentía el Reino de Dios anunciando la Buena Noticia, renunciando al mal del egoísmo y las falsas idolatrías y denunciando el pecado social de los fariseos, los políticos y poderosos de entonces, que se caracterizaban y aún se caracterizan por imponer pesadas cargas sobre la gente que ellos mismos nos están dispuestos a cargar.

Un vistazo a los libros de profetas como Isaías, 800 años antes de Cristo, y a las propias bienaventuranzas mesiánicas, revelan que el corazón de la Palabra de Dios es la justicia social.

La Iglesia Católica es custodia de una riqueza de documentos pontificios, encíclicas papales, cartas pastorales, exhortaciones apostólicas y enseñanzas magisteriales, iluminadas todas con la sabia del Evangelio.

Aparte de la Teología de la Liberación, el texto más relevante y revelador, que se atempera más que nunca a la realidad temporal del Puerto Rico del Siglo XXI, es la Doctrina Social de la Iglesia.

“La Doctrina Social de la Iglesia manifiesta una capacidad de renovación continua […] Se presenta como un ‘Taller’ siempre abierto, en el que la Verdad perenne penetra y permea la novedad contingente, trazando caminos de justicia y de paz”. (# 86 Compendio Doctrina Social de la Iglesia)

Voz que clama a favor del Bien Común, la Doctrina Social de la Iglesia ofrece líneas pastorales y proféticas en asuntos medulares de toda sociedad, como lo son familia, educación, economía, cooperativismo, política, trabajo, salud, cultura, medio ambiente, ecología y defensa.

“La responsabilidad de edificar el bien común compete, además de las personas particulares, también al Estado, porque el bien común es la razón de ser de la autoridad política”. (# 168)

Pero acá casi todos los prelados la ignoran. Los que en su momento lo hicieron, como Monseñor Antulio Parrilla SJ, fueron condenados sutilmente a la marginación y persecución jerárquica. En América Latina los asesinan, como le sucedió al hoy venerable Óscar Romero.

En medio de la crisis social y humanitaria que enfrenta Puerto Rico, más que nunca urge que las Iglesias se hagan eco del Evangelio de los Pobres y pongan la acción en la Palabra lanzándose a las calles junto a sus rebaños.

Es para que cada semana, desde el sermón o la homilía esbozada en la hermenéutica evangélica, los religiosos clamen por los derechos del pueblo, denunciando la opresión del Estado.

Sin embargo, prefieren la comodidad y el silencio que les hace cómplices del pecado social del gobierno.

¿Qué se puede esperar si el Arzobispo Metropolitano de San Juan, Monseñor Roberto González Nieves, favoreció la imposición de la Junta de Control Fiscal; traicionó a los maestros pensionados de las escuelas católicas y la Arquidiócesis, como otras diócesis, es bonista de UBS y se presume que de COFINA? ¿Qué se puede esperar si su homólogo en Arecibo, Daniel Fernández Torres, solo se escucha en asuntos relacionados a la Ley Natural, como el matrimonio entre parejas homosexuales, el aborto, las terapias de conversión y el proyecto de la libertad religiosa? ¿Qué se puede esperar si el Obispo de Ponce, Rubén Antonio González Medina, calla ante los abusos a sus constituyentes que caracterizan la administración de la alcaldesa Mayita Meléndez, que condena a la pobreza a sus empleados reduciendo su jornada de trabajo a medio tiempo mientras reparte contratos de miles de dólares a sus amigos?

La Doctrina Social de la Iglesia es letra muerta y en las denominaciones protestantes el Evangelio también. Solo les interesa el diezmo y esgrimir de manera acomodaticia la Palabra de Dios para manipular con miedos e inseguridades estúpidas las mentes de sus fieles.

Olvidan las bienaventuranzas y las enseñanzas de Isaías orientadas a honrar a Dios con el ‘ayuno’ de la justicia social que libera al oprimido y ofrece de comer al hambriento y de beber al sediento.

Es fácil imaginar que, por su hipocresía y omisión, ocupan los primeros lugares en la fila que conduce al infierno, que ya mucha gente conoce en vida.

En tiempos de descomposición social, empobrecimiento y de desplazamiento de nuestra gente, las Iglesias se necesitan en la calle clamando por los derechos del pueblo.

Cristo lo hizo y lo crucificaron. El apóstol Pablo lo asumió como proyecto de vida y lo decapitaron. En El Salvador Monseñor Romero sacó la cara por los pobres denunciando proféticamente la opresión gubernamental y lo asesinaron.

Acá callan porque son parte del problema: la indefinición de la condición colonial de Puerto Rico, ignorando o tal vez evadiendo reconocer que la propia Doctrina Social de la Iglesia se pronuncia sobre el derecho de los pueblos a su libre determinación.

No debe sorprender entonces que en la coyuntura actual los templos se vacíen y se generalice la poca credibilidad de no pocos pastores que, en vez de servir, se sirven a sí mismos y se alinean con los intereses de los bonistas y los funcionarios del PNP y el PPD, como confirma el récord.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s